viernes, octubre 24, 2008

Me harta el psicologismo barato

Recién estaba mirando a un diputado radical que decía estar de acuerdo con el régimen de reparto pero objetaba el "sentido" por el cual los K tomaron esta decisión "justo ahora". A ver, creo que ya lo dijimos muchas veces antes: me chupan un huevo (excuse my french) las intenciones ocultas que anidan dentro del cerebro de Néstor y Cristina Kirchner. Lo que me importa es la política no la psicología. Me da lo mismo si Kirchner obligó a Bendini a descolgar el cuadro de Videla porque quería "abrir un frente de batalla contra un enemigo vencido" o porque quería "desvíar la atención del pueblo de otros problemas" o porque cree sinceramente en la necesidad de juicio y castigo. No lo sabemos, no lo vamos a saber nunca, ni importa realmente. Lo que importa es lo que los gobiernos hacen y es ahí donde hay que criticarlos. El juicio político se hace midiendo las acciones y las omisiones de los gobernantes, no haciéndoles un test de Rorschach.
Lo mismo para esta medida de eliminación del régimen de capitalización. Si se hace para quedarse con la plata de la ANSES o para proteger los derechos previsionales y terminar con un inmenso curro o para salvar a los bancos de una inminente quiebra (puede ser también una combinatoria de todas esas posibilidades, la realidad ama lo múltiple) no quita que la medida apunta a desmantelar un sistema fracasado que nunca debió haberse instaurado. Y va a depender de la política (no de las buenas intenciones de algunos hombres buenos) que la ley que salga del Congreso asegure un buen sistema previsional.

11 comentarios:

Comandante Cansado dijo...

"Me chupan un huevo (excuse my french) las intenciones ocultas que anidan dentro del cerebro de Néstor y Cristina Kirchner": esa, esa, esa y no otra es la diferencia central entre progres negros y blancos.

Acuerdo con usted.

Cordiales saludos,

CC

Tomás dijo...

Absolutamente de acuerdo. Si fuese por lo que "verdaderamente" quieren hacer, uno tendría que andar votando el corazón de la gente, no?. Y sería más complicado.

Saludos.

escriba dijo...

Salvaje: Nos van a tirar con mucho más que con un diván para tratar de parar esto.
Un abrazo

natanael amenábar dijo...

Coincido en todo plenamente pero esta frase tiene una contundencia literaria poco común: El juicio político se hace midiendo las acciones y las omisiones de los gobernantes, no haciéndoles un test de Rorschach. Fantástica.

sub comandante vikinny dijo...

si estas haciendo un analisis politico, sabes, indefectiblemente, que tal analisis no solo se mide por las acciones gubernamentales, sino por sus intencionalidades...
que no compartas las pelotdeces opositoras es otra cosa.
por otro lado una medida no se defiendo en si por si es mala o buena, si asi fuera caeriamos en la perspectiva moral del acto y perderiamos de vista la espectativa politica que acto alimenta.
este gobierno, como tantos otros, y sobre todo peronistas. vive de la dinamica ecuacion de la causa efecto. con ello hace politica. los otros hacen lo mismo, porque el limite de la politica en si, es la acomodacion material de los agentes implicados en los tongos.
no estas en la francia de robespierre...

Estudiante crónica dijo...

Totalmente de acuerdo. Los peores son los que estan de acuerdo con la medida "en abstracto" (carrio, lozano) pero ahora, asi, no les gusta.

Anónimo dijo...

Digamos BASTA a esta usurbación de nuestras jubilaciones.

http://digamosbastaentretodos.blogspot.com/

Mendieta dijo...

No. Estamos en la francia de Sarkozy.

Verboamérica dijo...

Golaza.

sol dijo...

estudiante crónica, lozano no sólo no está en contra, sino que salió a discutir en los 90 el pase del sistema de reparto a las afjp. y si el chabón habla de manotazos de ahogado, es porque proyecto sur es la única fuerza que está laburando en un monitoreo de la deuda. además, siguiendo esa línea, no podemos saber si está en contra o a favor hasta que vote.
con respecto a la voluntad política, no me voy a poner a discutir cuánto importa ese factor, porque la respuesta siempre va a ser "depende en qué contexto, depende qué actor, depende qué capacidad de organización, qué legitimidad, qué voluntad, qué correlación de fuerzas". pero hay un aspecto que no se puede escapar, que es que si ahora se puede hacer, es porque durante cinco años en los que el gobierno tuvo más legitimidad, se pudo hacer y no se hizo. con una consecuencia bastante chota, que es que durante cinco años hubo empresas que fugaron fondos previsionales, empobreciendo a los jubilados e indirectamente al Estado.
ponéle que no importa la voluntad política, pero lo que sí importa es que el Estado actúa por acción pero también por omisión.
ahora hay que concentrar la energía en la intangibilidad de los fondos, no porque hay que ser oposición, sino porque de esa iniciativa sale un mejor sistema de reparto.

EmmaPeel dijo...

El por qué antes no... contexto tal vez? hubiera sido posible sin este en llamas de las economías centrales?