miércoles, marzo 15, 2006

2666 (II)

Terminé de leer 2666. Lo había comenzado a leer en un archivo word que me bajé de internet y había llegado hasta la página 300 aprox. Me quedaba hasta que empezaba a amanecer leyendo la pantalla con los huesos doloridos siguiendo el peregrinar de Pelletier, Espinoza, Morini y Norton por las ciudades europeas y el desierto de México. Siempre siguiendo a Archimboldi, ¿quién carajo era Archimboldi? ¿Por qué había huído del mundo? ¿Qué hacía en Santa Teresa mientras los cadáveres de las mujeres florecían en el desierto? Compré el libro y lo leí en todas partes, como temiendo que las letras, si las abandonaba, se hicieran polvo y ceniza y moléculas locas y se dispersaran para siempre. Y después, por supuesto, el título "2666". ¿Una fecha? ¿Una clave? ¿el número de un prisionero, de un psicópata, de un niño asesino? ¿la patente de los autos negros que se tragan a las obreras de las maquiladoras y luego, en la noche, las escupen ya muertas al desierto? El año del desierto de veras.
"-¿Y cuál es su opinión sobre lo que está pasando allí?
- Bien -dijo el tipo canoso-. Compartiré contigo tres certezas. A: esa sociedad está fuera de la sociedad, todos, absolutamente todos, son como los antiguos cristianos en el circo. B: los crímenes tienen firmas diferentes. C: esa ciudad parece pujante, parece progresar de alguna manera, pero lo mejor que podrían hacer es salir una noche al desierto y cruzar la frontera, todos sin excepción, todos, todos."

6 comentarios:

Playmobil Hipotético dijo...

en unos dias voy a empezar a subir unos posts sobre 2666; la idea es que el libro es tan caotico como los crimenes; esta repleto de pistas falsas para que las cosas sigan pasando; 2666 seria otra de las tantas pistas falsas. pero no sé bien; es un texto casi inabordable; por eso es tan perturbador a la vez que tan adictivo a la vez que tan magnificamente bueno

mariano dijo...

Según leí en la nota de Ignacio Echeverría que está al final del libro, "2666" es una fecha que un personaje menciona en Amuleto una novela anterior de Bolaño (y que no leí). Pero como decís vos, inútil intentar "poner orden" "buscar un sentido" en esa novela, es inabordable.

Dragón del Mar dijo...

...y volvemos entonces, en ese aspecto, al cine de Lynch.

H dijo...

¨2666¨ fue el libro que me entreno para llevar cualquier libro a cualquier lado. Es decir: puedo colocar cualquier libro en cualquier lado, bajo cualquier circunstancia, no importa el camino, el tiempo y la distancia.

Repeti la hazaña con ¨Cronica de un Pajaro que da cuerda el mundo¨ de Murakami y con ¨Una mujer dificil¨ de Irving, tipos que evidentemente tienen mucho para decir.

Durante la epoca de 2666 el chiste habitual entre mis compañeros era: Vamos chicos, decidamos que hacer que a Helena le pesa el libro.

mariano dijo...

Tomo nota del libro de Irving y del de Murakami. Ahora estoy metido en Los Detectives Salvajes, que me hace sentir nuevamente subyugado por R.B.
Saludos.

H dijo...

Ah si...¨2666¨ es una saga, yo lo siento asi, posee ese aire de grandeza.

Pero ¨Los detectives Salvajes¨ logra identifiacion. Cada vez que vuelvo a ese libro, bastante seguido, tengo la sensacion de saber cosas que otros no saben y que solo me fueron dichas a mi.

Algunos le dicen a eso intimidad.

A mi me gusta pensar que tengo algo de Maria Font.

Saludos.